APPCC

La seguridad alimentaria es un concepto global. Los acontecimientos ocurridos en el pasado han demostrado que controles alimentarios insuficientes pueden impactar de forma dramática en nuestra vida cotidiana, y pueden llegar a cambiar el rumbo de empresas de reconocido prestigio. La presión de los consumidores, grupos ecologistas y organismos gubernamentales, conduce hoy en día, a toda la cadena alimentaria (productores primarios, distribuidores, industrias alimentarias, restaurantes, hoteles, compañías de transporte, almacenistas y fabricantes de piensos), a desarrollar e implantar sistemas de  gestión de la seguridad alimentaria.

El Análisis de Peligros y Puntos de Control Crítico (APPCC) es un estándar internacional que define los requisitos para un sistema de gestión de la seguridad alimentaria. El Sistema APPCC ayuda a las organizaciones a identificar sistemáticamente todos los peligros que pueden afectar a la seguridad e higiene de los alimentos, estableciendo e implantado mecanismos para controlar que no se sobrepasan los límites críticos, asociados a cada uno de los puntos de control crítico (PCC) establecidos a lo largo de todo el proceso de producción de los alimentos.

El Sistema APPCC se construye sobre 7 principios:

  1. Análisis de peligros alimentarios: biológicos, químicos y físicos.
  2. Identificación de los puntos de control crítico: en las materias primas, almacenamiento, procesado, distribución y consumo.
  3. Establecimiento de límites de control críticos y medidas preventivas: por ejemplo, temperatura de tiempo mínimos de cocinado de los alimentos.
  4. Control y seguimiento de los puntos de control crítico identificados.
  5. Establecimiento de correcciones y acciones correctivas.
  6. Mantenimiento de registros.
  7. Auditorias sistemáticas y regulares del sistema implantado por entidades de certificación independientes.

La certificación del sistema de gestión de seguridad alimentaria conforme a los requisitos del estándar APPCC, va a aportar los siguientes beneficios a su organización:

  • Mejora el sistema de gestión de seguridad alimentaria de la organización e incrementa la seguridad de los productos elaborados.
  • Demuestra el compromiso de la organización para producir y comercializar alimentos seguros.
  • Incrementa la confianza de los clientes, consumidores, empresas de distribución y administración.
  • Mejora la imagen corporativa y de marca de la organización.
  • Ayuda a la organización cuando recibe la inspección de las administraciones competentes y de clientes.
  • Facilita el acceso a nuevos mercados y nuevos clientes