AVISPAS

El peligro acecha en silencio.

Todos sabemos que las avispas amarillas pueden ocasionar que las actividades al aire libre se conviertan en algo desagradable, pero muy pocas personas saben que las avispas son voraces depredadores de plagas de insectos, tal como las orugas y las moscas.

Identificación y detección
La avispa común es bien conocida y temida por lo doloroso de sus picaduras. Se parece mucho a la avispa alemana, de la que se diferencia por tener en el clípeo la parte del rostro justo por encima de las mandíbulas, una mancha negra en forma de ancla, también es diferente el patrón amarillo y negro del abdomen que, aunque puede variar, presenta los puntos negros fusionados a los anillos, por lo menos en los primeros segmentos.

banner_avispas_2Estos animales viven en colonias de hasta 5000 miembros, que duran sólo un verano. La reina, que pasa el invierno aletargada, comienza en primavera a construir el nido, que forma con una especie de cartón que fábrica royendo partículas de madera recubriéndolas de saliva.

Se alimenta de cualquier jugo azucarado que pueda encontrar, incluyendo la fruta madura y el néctar de las flores.

Las avispas amarillas se parecen a las abejas, pero en realidad son un tipo de avispa. Las avispas amarillas también se asemejan a las avispas del papel, las cuales son menos agresivas. Las avispas amarillas son cortas y robustas. Mientras que las avispas del papel poseen cuerpos largos y delgados, con patas colgantes.

Los nidos de las avispas amarillas son redondos y están cubiertos por una capa apergaminada. Los nidos de las avispas del papel tienen un aspecto parecido a pequeñas sombrillas colgantes cubiertas con celdas hexagonales.

Controles menos tóxicos

– Si desea sacar una avispa amarilla del interior de su hogar:

– No haga enojar a la avispa tratando de pegarle con algún objeto.

– Espere hasta que aterrice sobre una superficie plana.

– Coloque un vaso o un recipiente de plástico sobre el insecto y deslice un pedazo de papel rígido debajo de la abertura del recipiente.

Si encuentra muchas avispas amarillas dentro de su casa, es posible que haya un nido en el hueco interior de alguna de las paredes de su hogar.